FANDOM


La Liberación de Queronea acontece en el 3208 durante el contexto de la invasión Slaad de la capital del Reino Elfo. El comienzo de este proceso gira en torno a la alianza de Los Bufandas Rojas con La Compañía del Caudillo que tiene como objetivo eliminar a los Slaads negros que están detrás de estas invasiones.
Fafdas.png

Sucesión de eventos Editar

La llegada Editar

La compañía accede sin dificultad a Queronea bajo la apariencia de un grupo de comerciantes con Pancho invisible. Garm, Meril, Tormenta y Ventisca permanecen a las afueras. Una vez dentro el grupo descubre en los carteles a un extraño sujeto con 80.000 p.o de recompensa. También ven las suyas (5.000-6.000) y la de Lanet, el mediano esgrimista (6.000). El ambiente que reina es de absoluta normalidad. Lo primero era aprovisionarse decentemente, así que fueron a por hierba de diablo, hoja del sueño y componentes para trampas. Y pociones.

Reuniones familiares Editar

La compañía se dirige a la casa de Thralduil y descubre los cadáveres de sus padres, con una nota que aclaraba que habían elegido la muerte a la conversión en slaad. Thralduil decide darles un enterramiento mientras el resto de compañeros se dirige a la casa de Niniel.

El padre de Niniel, que se cortó el brazo ante la infección de un slaad, les cuenta que su esposa fue asesinada a manos de otro slaad. También les explica que la vida en la ciudad se ha llenado de tensión y desconfianza. Los invasores llevan un vida aparentemente similar a la de los elfos que han suplantado. Y aunque hayan perdido los recuerdos anteriores, resulta difícil saber a tiempo si tus conocidos, vecinos o familiares van a infectarte. También les cuenta que al rey apenas se le ve ya en actos públicos y que en dos días ejecutaran en la plaza real a dos reos.

El último destino es el hogar de la madre de Timirei, quien está visiblemente afectada. Debido a las malas relaciones con su hija apenas colabora. El enternecedor reencuentro termina con Timirei escupiendo en la cara a su madre y marchándose de un portazo.

Disputas de taberna Editar

La compañía acude a la taberna en busca de los rumores. El tabernero confirma que efectivamente se ejecutarán a los 2 últimos miembros de DAE. Stran Keleth decide liarse unas hierbas del diablo, pero el tabernero se enfarruca y le intenta echar. Lugburz intermedia en plan Fary y consigue que Stran se camele unas hierbitas. Tras invitar Alziz a una ronda a todos los de la taberna, como de costumbre, irrumpen dos soldados de la guardia elfa. Estos se sientan a jugar al arte de 3 dragones. Al ver sus uniforme como una oportunidad, Thralduil decide usar su rango y las armaduras para elaborar un plan de infiltración.

Mientras, Alziz (ataviado de mediana mercader rubia y sugerente) intenta engañar a los guardias seduciéndolos con el clásico “Se me está subiendo” + contacto y ojitos de entrada. Uno de ellos le tira del disfraz y ve que es un enano. Aunque Thralduil les convence de que ha sido una broma por el alcohol, estos le piden los documentos por desacato a la autoridad.

Thralduil va a buscarlos a su casa, seguido de los guardias. Alziz intenta besar sin éxito a uno de los soldados y Elladora tira un candelabro por accidente. Los guardias se ponen nerviosos ante la tensión de la situación y provocan un enfrentamiento en el que son vencidos. Uno de ellos vuelve a su forma sapil, y el otro, al verlo, entra en shock.

Timirei decide diseccionar el cadáver de slaad en busca de conocimiento. Al revisar la autopsia, Lugburz describe una glándula potencialmente vulnerable para los slaads.

El rehén y el cadáver Editar

Tras debatir el modo de acabar con el slaad negro, la compañía se pone de acuerdo en un plan de dos fases:

  • Primero se simulará una pelea en un callejón. Thralduil pedirá ayuda a un grupo cercano de guardias. Cuando estos entren en el callejón, otros miembros aíslan el sonido y la visión. Se aturde a los guardias, eliminando a los slaads e informando a los que eran verdaderos elfos. Conseguirán el resto de uniformes.
  • Posteriormente, Thralduil utilizará su rango y el don de lenguas de Timirei para conseguir entrar en la cárcel aparentando que sus soldados traen a un enemigo muerto y otro arrestado.

El rescate de DAE Editar

Aunque la compañía se deshace fácilmente de los vigilantes y prepara unas trampas, pronto aparece el verdugo Swayce, su sombra y sus golems de carne. Se les había filtrado información de la compañía y estaban esperándolos.

43d1a0fc712153d7ab7aca45f7563f18.jpg

Swayce increpa a Lugburz y convoca una tormenta de arena negra que baña todo el entorno. El teletransporte de Swayce a través de su sombra, la eliminación de 2 niveles a Timirei y su debilitante arena negra pronto comienza a desmoralizar a la Compañía. Stran Keleth más turbado que nunca por la situación, invoca un unicornio para curar a Timirei, pero se le caen los porritos al suelo. Elladora, también alarmada, lanza bolas de fuego hacia Swayce, hiriendo también a Timirei. Alziz enfurece y golpea a Elladora. Cuando actúa, Lugburz tiene éxito en desvanecer la tormenta, facilitando que Kogorth decapite a Swayce. Stran coge sus hierbitas.

Una pequeña aliada inesperada Editar

Una vez fuera de la prisión, el panorama es caótico. La operación ha dejado de ser un secreto y se han formado disturbios en toda la ciudad. El humo y la sangre saturan el ambiente.

Una voz aguda y socarrona dice “sabía que el inútil de Swayce no haría el trabajo”. 3 gnomos a bordos de sus máquinas de combate se alzaban. Era la aventura Dientes de oro, quien pilotaba uno de los mejores modelos.   Elladora descargó sus hechizos de ígneos sobre uno de ellos. Éste lo absorbió y se sobrecargó de energía. Lugburz intentó su rayo negro de enervación, pero los materiales protegían bien a Dientes de oro. sus unidades (en mechas más obsoletos) cargaron contra Stran y Alziz. Estos dos consiguen frenarlos y evitar ser arrollados. Stran contraatacó creando una estalagmita que empaló el mecha jefe e impidiendo que se moviera. Como el blindaje era tan fuerte, Sannla intentó estorbar a distancia, consiguiendo en dos ocasiones impactos críticos que bloquearon articulaciones de los mechas. 

Con la destrucción de una de las unidades, Dientes de oro ofrece la rendición y su ayuda. Las negociaciones no convencen a la compañía y pronto recurren a la intimidación. Alziz, visiblemente afectado por la situación (la gnoma pretendía pagarle 2 P.O a cambio de que este no le arrebatara sus dos dientes) la golpea para que sea la Sin Dientes de oro. Y lo consigue. 

Finalmente la la gnoma se ve obligada a colaborar en la contienda, y ella y sus compañeros se pasan toda una noche reparando sus unidades de combate. 

El asalto al palacio real Editar

La Compañía decide decide refugiarse y recuperar fuerzas. Cuando estan listos, se dirigen hacia el palacio. Allí se encuentran con Yesujei, quien ha doblegado al antiguo compañero de Kogorth. Su cuerpo está marcado de cicatrices del látigo del demonio psiónico. Durante la batalla, el gigante de hielo carga contra Alziz y Yesujei azota a Kogorth infligiendole un gran daño.
Fjkasldfd.jpg
Lugburz mantiene las distancia y concentra sus ataques en el gigante, y consigue impactarle con un rayo negro devastador. Alziz aprovecha entonces para lanzar una ráfaga demoledora sobre las partes nobles del gigante, y consigue tumbarlo.

En la sala irrumpen dos slaads azules del salón del trono. Los gnomos avanzan y los encaran, consiguiendo equilibrar la amenaza y dando tiempo a la Compañía.

Yesujei es acorrolado. Timirei, imbuida en el poder de justicia que le confiere un tamaño gigante y blandiendo a Madoc modo espadón ataca. El poderoso ataque que descarga divide a Yesujei en dos.

El secuestro y la batalla final Editar

Tras conseguir llegar al salón del trono, la compañía observa como dos contempladores están engullendo cada uno un cuerpo. Thralduil reconoce a su amada entre ellos y enloquece. Niniel lanza una flecha al contemplador que huye con la elfa, pero consiguen marcharse por las ventanas.

Entre los presentes también están el slaad negro, y un centurión mejorado. Nada más comenzar el combate la compañía percibe que las habilidades protectoras del centurión suponen una gran amenaza. No solo es capaz de impedir el daño sobre el slaad, sino que también de lanzar ofensivas letales. Sus mortíferos rayos arcoiris impactan sobre algunos miembros, provocando la locura de Kogorth y amenazando con la muerte directa a Pancho y la expulsión a otro plano a Alziz.

Pronto se comienzan a concentrar los ataques sobre el centurión. Lugburz hace su análisis arcano y consigue identificar las protecciones del centurión. A continuación realiza una disipación mágica con la elimina uno de los tres beneficio. Ello provoca que el centurión, campeón de la justicia, lance su mirada a Lugburz, quien consigue salvarse de la desintegración que habría acabado con él.

El slaad intenta matar a Kogorth, pero la custodia de Timirei le salva. Según avanza el combate, se van equilibrando las fuerzas y el centurión, se sacrifica para conseguir la huida del slaad. Lanza el rayo arcoiris con el slaad en su campo de ataque. Uno de los haces le impacta y lo envía a otro plano.

Naldor, el Linurn y la sangre real Editar

De los documentos extraídos del centurión, se revela que Naldor pretende extraer sangre de elfo para invocar una criatura ancestral, el Linurn.

Entre los objetos presentes, la Compañía encuentra un vial de sangre que es identificado como la esencia de la raza elfa. En ella se concentra la pureza de los ancestros elfos. Thralduil decide inyectársela e inmediatamente entra en coma y convulsiona. Cuando despierta, todo su ser ha superado los estándares y el modelo de perfección de su raza.

Al cabo de unos instantes, un azotamente aparece a través de un portal. Informa a la compañía de que desea su colaboración frente a otro azotamente. Para esta misión, deberán realizar un entrenamiento. La compañía acepta.

Jeremi y los bufandas rojas Editar

En los días posteriores a la desaparición de la Compañía y la muerte del slaad negro, la cruenta lucha en las calles de la capital sigue activa. Las fuerzas elfas se ven mermadas progresivamente por el abrumador número de slaads, quienes además combaten con el rostro y apariencia de los hermanos, conocidos y seres queridos.

La tragedia solo aumenta cuando los slaads azules destruyen a los gnomos que combatían junto a la compañía, dejando malherida a Dientes de oro. Estos slaads toman el mando y deciden hacer una matanza de civiles, entrando a las casas en las que se refugian y acabando con ellos. Pocos combatientes quedan para defender la capital en estos momentos.

Pero un destello de esperanza surge cuando Dientes de oro consigue disparar hacia el cielo con su máquina, que alerta a La Rebelión que aguardaba a en las afueras. Jeremi, quien hasta entonces contemplaba la destrucción y el caos reinante de la capital, avanza a la cabeza de los bufandas rojas. Nada más verlo, los slaads dejan de combatir y deponen sus armas. Los supervivientes son puestos a salvo y atendidos.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar